Mostrando entradas con la etiqueta Chicago. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Chicago. Mostrar todas las entradas

miércoles, 17 de mayo de 2017

Mi tío Niceto



"A la izquierda, mi tío Niceto, el mayor de los varones, al lado de su padre, mucho más alto, con corbata y saco oscuro". Foto cedida por Olivia Rubio para esta publicación.

Por Arnoldo Fernández Verdecia. caracoldeaguaoriente@gmail.com   

Su nombre me pareció siempre muy cercano: Olivia Rubio Pérez.  Vive actualmente en la populosa ciudad de Chicago, pero es de Guantánamo, en el oriente de la mayor de las Antillas.

Mi blog Caracol de agua creó un puente que nos hizo sentirnos amigos, familia, sobre todo, por esa orientalidad que respiran mis páginas y que ella con sensibilidad muy cubana, supo apreciar enseguida. No me sorprendió saberla entre las personas que primero compró mi libro “Cuba con los mismos bueyes”; y además de eso, fue muy generosa al comentarlo críticamente para mis seguidores en Facebook.

Esa intensidad, ya familiar entre nosotros, la hizo abrirse a una historia que ha guardado celosamente;  la de su tío Niceto Pérez García, hermano de su madre, que hoy 17 de mayo quizo  ver publicada en Caracol de agua, el blog de los orientales.

De entre sus recuerdos más preciados, extrajo una foto que puso ante mis ojos. Allí vi al niño Niceto, a su hermana Angela (madre de Olivia), junto a ocho hermanos y los padres Agustín Pérez y Genara García. A partir de ese momento, me habló del tío Niceto,  el que no pudo conocer físicamente, pues un 17 de mayo de 1946, mientras trabajaba sus ocho caroes de tierra, una bala sesgó su vida.  

Olivia de niña a mujer acudió siempre, junto a toda la familia, a la zona del Realengo (El Vínculo), a ponerle flores a su tío.  Por ella supe de las pretensiones de Lino Mancebo Rosell (el virrey de la Maya), de quitarle a la fuerza la tierra a Niceto.  

Mancebo anhelaba el Realengo, por sus fértiles campos para la siembra de caña. Al preguntarle a Olivia: ¿Cómo recuerda su familia a Niceto? Su respuesta  llegó como un trueno: “Era el héroe de todos. El luchador incansable. Mi madre siempre nos contaba sus famosas palabras: "Para sacarme de mis tierras hay que matarme". Lo lincharon los Mancebo (padre e hijo), terratenientes que querían apropiarse de aquel pedazo. Eran tiempos de mucho abuso. Los pobres no tenían ni voz, ni voto”.

Sobre lo ocurrido el 17 de mayo de 1946, quise saber cómo Angela contó a su hija el magnicidio: “Trabajaba en un elevado del terreno. Lo llamaron por su nombre. Desde la distancia, le dispararon; así, herido de muerte, pudo correr hasta su humilde vivienda, un poco más abajo y en los brazos de mi tía Marina Trujillo, murió; pero antes dijo los nombres de los Mancebos; sus asesinos”.
Lugar donde muere Niceto Pérez García,   declarado acualmente Monumento Nacional.
Vuelvo a la foto memorable, me detengo en los niños Niceto; Angela y pienso en la tristeza de esta última, cuando supo que su hermano amado no estaría más. Quizás el único consuelo  servible, era acudir, cada 17 de mayo, acompañada por sus hijos, a ponerle flores y evocarlo, como el luchador incansable de la familia, el campesino que nunca se cansó de trabajar la tierra.

miércoles, 29 de junio de 2016

Chicago y su memorable fuente de Buckingham



Fuente de Buckingham en Chicago.
Por Carolina.  

Se dice que el que va a Chicago y no se toma una foto en la Fuente de Buckingham o pide un deseo, es como si nunca hubiera estado allí. Edward H. Bennett, su creador, se inspiró para hacerla en el Palacio de Versalles.  Los cuatro caballos que se pueden apreciar en la misma fueron esculpidos por Marcel Loyau. Es considerada por los expertos, una maravilla de la ingeniería moderna.

La Fuente de Buckingham representa al lago Michigan. Está ubicada en el Grant Park. Los caballos simbolizan los cuatro Estados que rodean al Lago: Wisconsin, Illinois, Indiana y Michigan;  es algo así como la Tenochtitlán de los Aztecas, que hicieron del Texcoco la razón de sus vidas, por eso su Ciudad tuvo una relación especial con el agua. A Chicago le sucede algo parecido.

Buckingham está hecha de mármol rosado de Georgia. Por sus 85 metros (280 pies) de diámetro es considerada una de las más grandes del planeta. Tiene 3 bombas principales con 134 fuentes de agua independientes. Cada atardecer, durante la temporada estival, ofrece una maravillosa e inolvidable coreografía de movimiento, música y color, empujando el agua hasta casi 50 metros de altura.  

Una vez por hora y durante 20 minutos, realiza su exhibición con un flujo central que lanza el agua hasta una altura increíble. Después de oscurecer, la exhibición de la Fuente es acompañada por iluminación y música. Cada año permanece abierta desde abril hasta fines de octubre, en el horario de 10 a.m., a 10 p.m. En invierno cierra sus puertas al público. 

Así que el vaya a Chicago y no visite la Fuente de Buckingham, tendrá que reconocer tarde o temprano que se perdió algo sublime. Las aguas esperan a todo forastero que llegue en visita de ocasión, pero también a aquellos turistas del amor, empeñados en encontrar cálidos corazones donde abrigar la soledad de los días.

lunes, 27 de junio de 2016

Lo que sabemos los cubanos sobre Chicago



Chicago.
Por Arnoldo Fernández Verdecia. caracoldeaguaoriente@gmail.com 

A Chicago muchos cubanos la imaginamos como la ciudad de las grandes huelgas de obreros que  impresionaron a José Martí en el siglo XIX, al extremo de dedicarle una conmovedora crónica titulada “Un drama terrible”, donde dice, más o menos, parafraseándolo, que en pueblos de democracias débiles, la violencia adquiere rostros terribles. Pero no solo sabemos por Martí de Chicago…

Los que siguen el béisbol en las grandes ligas de Estados Unidos, saben de Chicago, gracias al estelar José Contreras, con el que sostienen una relación afectiva, más allá de cuestiones ideológicas  y lo sienten un cubano valioso que ha logrado imponerse como parte del staff de las Medias Blancas, por cierto, el equipo preferido del actual presidente Barak Obama.

Es bueno recordar que al ganar la presidencia de los Estados Unidos, Barak Obama, supimos, por su hoja de vida, que  Chicago es la ciudad donde se forjó como ser humano, profesional y político; allí encontró a la compañera de sus días, Michelle Robinson y unidos en matrimonio, construyeron una hermosa familia. Revisando en su vida digital localizamos que uno de sus idiomas favoritos es el español.

Fuentes alternativas informan que el alcalde de Chicago, Rahm Emmanuel, gusta de pasarse vacaciones de Navidad aquí en Cuba; es un cercano colaborador de Obama y milita en el mismo partido. Este hombre aprecia las delicias de nuestro clima, los encantos del mar y la hospitalidad de nuestra gente.

Hasta Chicago ha llegado la Escuela Cubana de Ballet, sobre todo en 2015; también estudiantes de música han llevado la más celestial de las artes hasta allí y han arrancado cerrados aplausos durante los conciertos.

En Chicago son famosos los restaurantes 90 millas y Siboney, donde la comida insular y la música reúnen el alma latina, sobre todo los fines de semana. Desde ellos los corazones vuelan hasta Nuestra América. Allí conviven hermanados en las diferencias. Se dice que las pistas de baile tienen la última palabra, en ellas los cubanos sienten que mandan, con esas manías de creerse el centro del universo, o mejor, el ombligo del mundo.

Recientemente medios oficiales de la isla informaron que seis aerolíneas estadounidenses podrán hacer vuelos regulares a nueve destinos aquí en Cuba. Una de las ciudades desde la cual partirán es Chicago y sus ciudadanos podrán llegar  hasta Camagüey, Cayo Coco, Cayo Largo, Cienfuegos, Holguín, Man­za­ni­llo, Ma­tanzas, Santa Clara y San­tiago.

Por lo dicho en estas páginas podemos concluir afirmando que Chicago y Cuba aparecen cada vez más hermanados en términos culturales, si nos atenemos a la historia, al idioma, al béisbol, las artes, la política y el turismo.

Sobre la ciudad de Chicago, iniciamos a partir de hoy un seriado de viñetas, para acercar a nuestros lectores latinos a ese mágico lugar, donde el viento brama con fuerza de Júpiter y los deportes de invierno son muy apreciados por su gente.

martes, 1 de marzo de 2016

Algo más que una canción de Ricardo Arjona




Por Arnoldo Fernández Verdecia. 
 
Solo me queda un papiro sobre la mesa
y una mujer imaginada que parece un  mastín de ceniza
los guardo en mi biblioteca mordida
por las sombras y la luz.
En mis pensamientos
me veo recorrer las calles de Chicago
los viejos pedestales que vio nuestro Martí.
Me veo junto a ella tomado de la mano
catando vinos franceses
cenando carnes blancas, vegetales, frutas
pero  esa mujer  tiene una libertad exclusiva,
no quiere ser un mastín de ceniza
atenta al collar del verso.
Teme a las falanges del pueblo
donde vive su poeta de bolsillos vacíos.
Lo ha visto en sueños
-desde muy lejos-
recorrer el mismo trillo día por día.
Siente el peso de la noche
sobre sus libros fieros
sus palabras que no vuelan.
Desde muy lejos la mujer llora,
quiere ser algo más que una
canción de Ricardo Arjona.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Aviso a los lectores de Caracol de agua

Este blog admite juicios diferentes, discrepancias, pero no insultos y ofensas personales. Revise su comentario antes de ponerlo y debatiremos eternamente sobre lo que usted desee. Los comentarios son propiedad de quien los envió. No somos responsables por su contenido.