sábado, 26 de diciembre de 2020

NUESTRO QUIJOTE DEL AZÚCAR


Por A. F                                                                    De niño, cuando iba al río con mi madre, mediamos el tiempo por sus sonidos; era puntual, una vez cuando marcaba hora redonda y dos veces la media, por eso la gente comenzó a llamarlo Reloj de Oriente, orgullo de la patria chica. Gracias a la presión ejercida por su dueño inicial, Federico Fernández Rosillo y el grupo Powell,  llegó el ferrocarril  y produjo el parto del poblado de Contramaestre, proyectado por Van Horne en un memorable papel de trazas. Dicen que por muchas décadas conservaste la memoria de todas tus moliendas, hasta que un "sabio" las quemó para ocasionarte una amnesia que muchos no aceptamos; incluso tienes en el cementerio de Maffo un sitio para enterrar a tu gente, -casi en ruinas por cierto-;  pero ya llevas años sin sonar, el tiempo muerto señorea, el campo de pelota no está, la casa de tu dueño fue demolida inexplicablemente,  pero todavía permaneces en pie como Quijote, desafiando los molinos de viento, ojalá y consigas mantenerte erguido por varios siglos, en una eternidad que respete tu vejez venerable.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

MUY IMPORTANTE: No se publicarán comentarios anónimos en este blog, es necesario consignar siempre la identidad de la persona. No se admiten ofensas, insultos, propagandas de ningún tipo. Cada persona tiene la libertad de expresar lo que piensa, pero con respeto al otro diferente. d



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Aviso a los lectores de Caracol de agua

Este blog admite juicios diferentes, discrepancias, pero no insultos y ofensas personales, ni comentarios anónimos. Revise su comentario antes de ponerlo, comparta su identidad y debatiremos eternamente sobre lo que usted desee. Los comentarios son propiedad de quien los envió. No somos responsables éticos por su contenido.